Diplomáticos de Nueva York recibieron entrenamiento sobre el sistema de derechos humanos de las Naciones Unidas

5-6 de junio de 2012, Nueva York, EE. UU - La Oficina de UNITAR en Nueva York y la Oficina del Alto Comisionado para los Derechos Humanos (OACDH) organizaron la cuarta edición del Programa de orientación para diplomáticos sobre derechos humanos, llevado a cabo en la Misión Permanente de la República de Sudáfrica en Nueva York. El curso reunió a más de 30 diplomáticos con el objetivo de fortalecer sus conocimientos sobre el sistema de derechos humanos de las Naciones Unidas.

El contenido incluyó la evolución histórica de los derechos humanos y el marco normativo, además de analizar los mecanismos intergubernamentales para la protección de derechos humanos, específicamente el papel de la Asamblea General, el Consejo de Derechos Humanos y el Consejo de Seguridad sobre asuntos de derechos humanos. El programa también subrayó los órganos creados en virtud de los tratados sobre derechos humanos, especialmente los mecanismos específicos de protección y sus desafíos actuales. Finalmente, hizo énfasis en la integración de los derechos humanos en el Sistema de las Naciones Unidas. 

Presentando el mandato de OACDH, Maarit Kohonen (Jefe Adjunto de la Oficina OACDH), recordó el compromiso del organismo a la promoción de los derechos humanos y que la Oficina estaba a la disposición para ofrecer información sobre el tema.

Los principios de iguHuman Rights Trainingaldad y de no discriminación son principios transversales en el derecho internacional sobre los derechos humanos. El curso hizo particular énfasis en que los derechos humanos son universales e inalienables, así como indivisibles, interdependientes e interrelacionados.

James Turpin (Oficial de derechos humanos de la OACDH) recalcó que los tratados sobre derechos humanos deben ser vistos como parte de un único y solo sistema, capaz de adaptarse a cualquier circunstancia en cualquier momento.

No obstante, el presente sistema de órganos creados en virtud del tratado internacional de derechos humanos requiere de reformas. Uno de los oradores hizo énfasis en que el sistema de informes actuales, fragmentado en diferentes órganos en virtud de tratados, crea una carga laboral demasiado pesada para los Estados partes, lo que al final les desalienta para presentar los informes anuales. Para ello, el 23 de febrero de 2012 la Asamblea General adoptó la Resolución 66/254 que pretende fortalecer el funcionamiento eficaz del sistema de órganos creados en virtud de tratados sobre derechos humanos.

De la misma forma, las Naciones Unidas está trabajando para integrar los asuntos de derechos humanos en sus estrategias diarias. Con esto, como bien lo señaló Nouhoum Sangare (Oficial de derechos humanos de OACDH), podremos finalmente cambiar la perspectiva pasando de la caridad a los derechos. Este enfoque, basado en la idea de proteger la dignidad humana, identifica a los Estados (y a la comunidad internacional) como responsables, promoviendo el cumplimiento de los derechos humanos.

En este sentido, Ivan Simonovic (Asistente del Secretario General para los Derechos Humanos), concluyó el programa subrayando la necesidad de incorporar criterios más rigorosos sobre los derechos humanos dentro del Sistema de las Naciones Unidas, especialmente en las operaciones de mantenimiento de la paz.